Filtrar por

Filtrar por

Precio

Precio

  • 2,00 € - 12,00 €

ARROZ BRAZAL

La Arrocera del Pirineo gracias al control que realiza en cada fase del proceso productivo obtiene arroz de una calidad extraordinaria. ¡Encontrarás todo su producto en nuestra despensa!


EL PRODUCTOR


El cultivo del arroz en Aragón se remonta a los años 30 en las localidades de la Ribera del Ebro (Zaragoza), pero fue en los años 90 cuando este cultivo se extiende por otras zonas de las provincias de Zaragoza y Huesca, buscando la desalinización de estos suelos y evitando así su desertización. Las condiciones de estos suelos hacen que cualquier otro cultivo no sea adecuado, ya que las tierras son arcillosas y con un elevado contenido en sal, cosa que afecta negativamente a los cultivos y derivan en producciones pobres y de baja calidad. En cambio estas zonas son idóneas para el cultivo de arroz, de hecho permiten obtener un producto único diferenciado por una calidad extraordinaria.

En 1996 se constituye la Arrocera del Pirineo como una cooperativa que agrupa a más de 90 arroceros aragoneses pertenecientes a las cooperativas Virgen de la Oliva, San José y Osca. Y un año más tarde nació Brazal, nombre bajo el cual se comercializan las distintas variedades de arroz producido por estos agricultores. Ya en 2008, se instalan en un molino en Alcolea de Cinca (Huesca) con más de 60 años de historia y se adapta a las más modernas tecnologías, lo que les permitió garantizar la calidad y trazabilidad del grano desde su recolección en el campo hasta que llega a la mesa.


LA PRODUCCIÓN


Si hay algo que diferencia este arroz de muchos otros arroces es que en Brazal controlan cada fase del proceso productivo. Esta condición permite llevar el arroz del campo a la mesa y asegurar su máxima calidad.

El proceso productivo de este cereal comienza en primavera con el laboreo del campo y el abonado de las tierras. Después, en el mes de mayo, se siembran los campos con las mejores semillas certificadas.

La cosecha de este cereal se lleva a cabo en otoño, ya que la humedad ideal de recolección del arroz está entorno al 20%. Tras la cosecha, se procede al secado del grano, que se hace en dos fases para evitar su cristalización. En la primera fase se disminuye el porcentaje de humedad del arroz hasta que se sitúa entre el 16-17%; mientras que en la segunda fase se reduce hasta alcanzar el 14-15%.

Una vez seco y mediante un sistema de vibración se eliminan las impurezas, tales como piedras y espigas secas, para dejar únicamente los granos de arroz en cáscara. Con la molienda, se procede a retirar la cascarilla que recubre el arroz y cuyas características son perfectas para su reutilización en camas de animales. De este proceso obtenemos el arroz integral, muy rico en fibras, vitaminas y minerales.

Tras la molienda se pasa a la elaboración del arroz blanco, que se consigue mediante un sistema de pulido que elimina el salvado que recubre los granos de arroz integral. En este proceso, se generan los granos de arroz blancos que se usan para consumo, pero también se generan granos partidos y cilindro (polvo de arroz) que se usan para la elaboración de alimentación animal.


EL ENTORNO


Campo de Azafrán

Los arrozales están ubicados en los campos de Ejea de los Caballeros, Sádaba y Alcolea de Cinca, a mayor altitud que cualquier otra región del Estado, hasta 500 metros sobre el nivel del mar y soportando las temperaturas más bajas. Además, el agua con la que se riegan los campos es agua pura y fría procedente del deshielo de las nieves de los Pirineos. Estas condiciones favorecen una maduración lenta y homogénea del grano, reduciendo notablemente la presencia de plagas y enfermedades.

La premisa que siguen en Brazal es la de defender un producto de buena calidad vinculado a las condiciones extremas de cultivo y también a su característica de arroz monovarietal; en la que hacen especial hincapié y ponen en valor 5 variedades diferentes de arroz: Maratelli, Guadiamar, Integral, Balilla X Sollana y Bomba.


DISTINTIVOS DE CALIDAD ALIMENTARIA


El Arroz Brazal que ofrece la Arrocera del Pirineo goza de la referencia de calidad alimentaria C’alial que otorga el Departamento de Desarrollo Rural y Sostenibilidad del gobierno de Aragón. Esta referencia certifica que el producto es de gran calidad dadas las condiciones de producción y del entorno. Se trata de cultivos desarrollados en tierras jóvenes, que por tanto no han sufrido desgaste, y que se nutren de agua virgen que proviene directamente de los Pirineos.

El arroz cultivado por Brazal es del tipo Japónica, de grano redondeado, pequeño y perlado. Esta tipología se caracteriza por el hecho de ser la estrella de los arroces debido a su capacidad de aportar sabores en el caldo de cocción y de mejorar las condiciones del guiso. Su producción se distingue por ser de cosechas de la mejor selección en las que se han aplicado métodos de producción integrada, dando prioridad a los métodos naturales de control de enfermedades y malas hierbas. De este modo, se alcanza la máxima calidad en el arroz a la vez que se aporta protección a su entorno natural.

Filtros activos

Menú

Ajustes

Compartir

Crear una cuenta gratuita para guardar tus favoritos.

Identificarse

Crear una cuenta gratuita para usar lista de deseos.

Identificarse